jueves, 17 de abril de 2014

JUEVES SANTO LECTURAS

JUEVES SANTO
LECTURAS

La Última Cena.


Mateo 26
17 El primer día de la Fiesta en que se comía el pan sin
levadura, los discípulos se acercaron a Jesús y le dijeron:
"¿Dónde quieres que preparemos la comida de la Pascua?"
18 Jesús contestó: "Vayan a la ciudad, a casa de tal hombre,
y díganle: El Maestro te manda decir: Mi hora se acerca y
quiero celebrar la Pascua con mis discípulos en tu casa."
19 Los discípulos hicieron tal como Jesús les había ordenado y
prepararon la Pascua.
20 Al atardecer, Jesús se sentó a la mesa con los Doce.
21 Y mientras comían, dijo: "Yo os aseguro que uno de
vosotros me traicionará."
22 Muy entristecidos, se pusieron a preguntarle: "¿Seré yo,
Señor?"
23 El respondió: "El que me va a entregar es uno de los que
mojan conmigo su pan en el plato.
24 El Hijo del hombre se va, como dicen las Escrituras, pero
¡ay de aquel por quien el Hijo del hombre es entregado! ¡Más
le valdría a ese hombre no haber nacido!"
25 Entonces preguntó Judas, el que iba a entregarle: "¿Soy
yo acaso, Maestro?" Jesús respondió: "Sí, tú lo has dicho."
26 Mientras estaban comiendo, tomó Jesús pan y lo bendijo,
lo partió y, dándoselo a sus discípulos, dijo: "Tomad, comed,
éste es mi cuerpo."
27 Tomó luego una copa y, dadas las gracias, se la dio
diciendo: "Bebed de ella todos,
28 porque ésta es mi sangre de la Alianza, que es derramada
por muchos para perdón de los pecados.
29 Y os digo que desde ahora no beberé de este producto de
la vid hasta el día aquel en que lo beba con vosotros, nuevo,
en el Reino de mi Padre."
30 Y cantados los himnos, salieron hacia el monte de los
Olivos.
31 Entonces les dice Jesús: "Todos vosotros vais a
escandalizaros de mí esta noche, porque está escrito: =
Heriré al pastor y se dispersarán las ovejas del rebaño =.
32 Mas después de mi resurrección, iré delante de vosotros a
Galilea."
33 Pedro intervino y le dijo: "Aunque todos se escandalicen
de ti, yo nunca me escandalizaré."
34 Jesús le dijo: "Yo te aseguro: esta misma noche, antes
que el gallo cante, me habrás negado tres veces."
35 Pedro insistió: "Aunque tenga que morir contigo, yo no te
negaré." Y lo mismo dijeron también todos los discípulos.


Jesús lava los pies a sus discípulos


Juan 13

4Entonces se levantó de la mesa, se quitó el manto y se ató
una toalla a la cintura.
5Echó agua en un recipiente y se puso a lavar los pies de los
discípulos, y luego se los secaba con la toalla que se había
atado.
6Cuando llegó a Simón Pedro, éste le dijo: "¿Tú, Señor, me
vas a lavar los pies a mí?"
7Jesús le contestó: "Tú no puedes comprender ahora lo que
estoy haciendo. Lo comprenderás más tarde."
8Pedro replicó: "Jamás me lavarás los pies." Jesús le
respondió: "Si no te lavo, no podrás tener parte conmigo."
9Entonces Pedro le dijo: "Señor, lávame no sólo los pies, sino
también las manos y la cabeza."


En el Huerto de Getsemaní


Mateo 26

39 Fue un poco más adelante y, postrándose hasta tocar la
tierra con su cara, oró así: "Padre, si es posible, que esta
copa se aleje de mí. Pero no se haga lo que yo quiero, sino lo
que quieres tú."
40Volvió donde sus discípulos, los halló dormidos; y dijo a
Pedro: "¿De modo que no pudieron permanecer despiertos ni
una hora conmigo?
41Estén despiertos y recen para que no caigan en la tentación.
El espíritu es animoso, pero la carne es débil."


***

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada